Localizar una fuga de agua sin abrir zanja

Hoy desde Pocerías Alonso queremos desvelarte uno de nuestros trucos a la hora de trabajar. Se trata de la posibilidad de localizar una fuga de agua sin de abrir una zanja con los inconvenientes que esto supone. Gracias a las nuevas tecnologías se consigue una importante reducción de costes.

Para conseguirlo existen diversos métodos que nos pueden ayudar. El primero que vamos a hablar es el radar. Este dispositivo al pasarlo por la parte superior de la tubería, nos dirá con exactitud el lugar de la fuga así como el tamaño aproximado de la misma.

Su funcionamiento es simple. El aparato envía ondas que rebotan contra la tubería, al volver en una u otra intensidad y frecuencia, se adivina con facilidad. Al chocar contra una posible fuga el tiempo de retorno y la fuerza varía notablemente.

Otro de los métodos que tiene gran eficacia a la hora de detectar fugas de aguas es el llamado gas trazador. Es especialmente eficaz en interiores debido a que el gas se introduce en la tubería y si sale por algún orificio es que en ese lugar está la fuga.

Los geófonos, el dispositivo más recurrido para este tipo de fugas

Pero si hay un dispositivo que destaca por su eficacia es el geófono. Esta máquina tiene muchas funciones a parte de las que nos ocupa. Se trata de un aparato capaz de captar vibraciones en el suelo y paredes.

Por ello, si lo pasamos por una superficie en la que hay una tubería con una rotura, su capacidad de ampliar el sonido nos dirá fácilmente el lugar en el que se encuentra la fuga y podremos repararla.

Pocerías Alonso cuenta con un moderno equipo tecnológico para desatascos en Madrid, capaz de detectar fugas de la manera más rápida posible y repararla así de inmediato, causando las menores molestias al cliente.

Comparte el artículo en redes sociales:

Otros artículos del blog